Juegos y simulaciones para evitar la monotonía sexual

Publicado el 30/10/2016

Jugar, animarse a más y experimentar nuevas sensaciones siempre serán condimentos ideales para vencer la rutina de los actos sexuales. Uno de esos juegos puede ser convertir a los miembros de la pareja en auténticos actores, recreando situaciones y personajes. Por ejemplo, sin salir de sus papeles, interpretar a dos desconocidos que acaban de encontrarse y desean tener sexo apasionado.

Esta clase de juegos quizá suenen un poco insólitos, pero lo cierto es que suelen añadir una dosis de novedosa estimulación; en este caso concreto os podéis hacer a la idea de que acabas de conocer a tu pareja.

Para ello, es muy conveniente el pactar de antemano un escenario no habitual, ya sea el zoológico, el bosque, la playa, el pub de un hotel, un parque o una plaza alejada. No importa dónde, pero sí que sea un lugar poco frecuentado por ambos.

Al inicio del juego y una vez definido el sitio de encuentro, los dos deberán ubicarse por separado, llegando quizá uno antes y el otro después. Entre miradas y seducciones a la distancia, luego es muy morboso el presentarse con supuestos nombres, y disfrutad de una copa, un baile en una discoteca, una cena en un restaurante o un simple paseo, para después vosotros mismos, a dar rienda suelta a vuestra fogosidad y disfrutar sexualmente de la fantasía.

Pero en todo momento debéis de actuar, sin salir de vuestros respectivos roles y siempre teniendo en cuenta que en realidad conocemos al otro y sabemos qué es aquello que tanto le gusta. Sed atrevid@s y osad@s, diciendo cosas que incluso jamás halláis dicho con anterioridad durante vuestras relaciones sexuales. Adoptar el papel de otra persona distinta a un@ mism@, y seducid a vuestra pareja como si fuera la primera vez. Incluso es un buen momento para disfrutar de nuevas experiencias que hasta ahora no os habéis atrevido a experimentar como por ejemplo la práctica del sexo anal, el sexo oral, etc.

También pueden realizarse juegos de mesa, por ejemplo con cartas, mientras por debajo los pies y piernas de ambos comienzan sus juegos a escondidas. A su vez, se deben de establecer ciertos pagos y prendas de finalidad directamente sexual. Quien pierda deberá ejecutar lo que el otro determine, ya sea quitarse prendas de vestir, o iniciar atrevidas prácticas sexuales.

Otra alternativa de juego para quebrar la monotonía sexual consiste en pintar o dibujar sobre el cuerpo del otro, haciendo trazos sensuales y estimulantes, recorriendo diversas zonas para así generar una cada vez mayor excitación.

Sin duda, el uso de disfraces también puede ayudar y mucho, sobre todo las prendas de vestir eróticas que suelen conseguirse en sexshops online, donde existe un amplio catálogo de personajes para representar, realmente variado y para todos los gustos.

Vestirse para la ocasión, encarnar a un/a desconocid@, dibujar sobre el cuerpo de tu pareja como si fuera un lienzo, o los divertidos juegos de mesa con prendas sexuales, son sólo algunas modalidades de juego para terminar con la rutina, variar un poco y mantener encendida a lo largo del tiempo la llama y la excitación sexual que guardan los cuerpos.

COMENTARIOS

deComentario
Luisa
29/12/2016

No había escuchado nada a cerca de este juego y la verdad es que tiene muy buena pinta. Además creo que echándole imaginación podría ser mucho más divertido. Se podría incluir mientras se juega, artículos relacionados con el fetichismo, como zapatos eróticos, lencería, algún disfraz o comida que deje paso al deseo y la imaginación

Añadir un comentario